El Camino de Santiago de Japón

¿Has oído hablar del Camino de Santiago Japonés? Si eres un amante de la ruta jacobea o del senderismo te recomendamos que continúes leyendo porque te interesará conocer los dos trazados de Japón que están hermanados con el Camino de Santiago.

Camino-Santiago-Japones

Uno es Kumano Kodo y el otro Shikoku Henro. Ambas rutas están declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, como el Camino de Santiago. A continuación te hablamos de cada una de las rutas que en Europa se han dado a conocer como el Camino de Santiago Japonés.

Kumano Kodo, el primer hermano del Camino de Santiago

Kumano kodo es una vía de peregrinación situada en la península de Kili, en una de las islas más grandes de Japón. Este Camino de Santiago Japonés está formado por diversas sendas que se dirigen al templo Kumano.
Al igual que la senda jacobea, este Camino Japonés tiene su origen en la Edad Media. La peregrinación se remonta al año 794, en el período de Heian.

Esta ruta japonesa, a pesar de enmarcarse en una religión diferente, se hermanó con el Camino de Santiago en el año 1998. Kumano Kodo es considerada la cuna del sintoísmo, un culto que venera a deidades de la naturaleza, aunque también integra a la religión budista. Por tanto, en su recorrido puedes encontrar templos de ambas religiones.

El recorrido del Camino de Santiago Japonés

Kumano Kodo, el primer Camino de Santiago Japonés, atraviesa diversas zonas del sudeste de Japón y en su tramo final alcanza Wakayama, la cual está hermanada con Galicia. Al igual que el Camino de Santiago este trazado japonés cuenta con diversos ramales, siendo el más popular el de Tajijiri-Oji.

Kumano-Kodo-Camino-Japones

No obstante, las cuatro sendas principales discurren por escarpadas montañas en las que encontrarás hermosos bosques de cedros y bellas cascadas. También tendrás la oportunidad de visitar las bucólicas aldeas de maderas que salpican el recorrido.

Qué ver en el Camino de Kumano

Todo el recorrido de este Camino de Santiago Japonés cuenta con una inmensa belleza paisajística y un rico patrimonio artístico y cultural. Entre los lugares más emblemáticos destacan los siguientes:

  • El templo Hongu (Tanabe), que equivale a Santiago de Compostela, ya que el punto final del recorrido.
  • La Cordillera de Kili
  • El Monte Koya, sobre el que se levanta una ciudad monástica con más de mil años de antigüedad.
  • Kumano Hayatama Taisha, en Shingu. Es uno de los más grandes y donde se cree que habitan los dioses.
  • Kumano Nachi Taisha en Nachisan
  • El Camino de Kumano permite enlazar esta vía de peregrinación con el otro Camino de Santiago Japonés (Shikoku-Henro) a través de tramo denominado Koyasan. A continuación te hablamos de este otro Camino de Santiago Japonés.

Shikoku-Henro: el otro Camino de Santiago Japonés

La otra ruta japonesa conocida como Camino de Santiago Japonés se sitúa en la isla de Shikoku y es conocida como Shikoku-Henro o O-Shikoku. Este trazado japonés se hermanó con el Camino de Santiago en el año 2015.

Esta ruta japonesa de 1.200 kilómetros, a diferencia del Camino de Santiago, es un recorrido circular, que permite visitar 88 templos. Shikoku-Henro comienza y termina en el templo de Ryozenji y la peregrinación se realiza de izquierda a derecha, siguiendo el sentido de las agujas del reloj.

Al igual que el Camino de Santiago y el trazado japonés del que te hablamos en el apartado anterior, el origen de Shikoku-Henro se remonta a la Edad Media. El primer peregrino de esta ruta fue el monje budista Kukai, también conocido como Kobo Daishi.

Kobo Daishi es considerado una importante figura del budismo Shingon y dedicó gran parte de su vida a difundir las enseñanzas de esta rama budista por Japón. La mayor parte de los lugares que este monje budista visitó mientras predicaba sus enseñanzas son, hoy en día, lugares de devoción y culto.

El recorrido de la ruta japonesa de Shikoku-Henro

Este Camino de Santiago Japonés se divide en cuatro tramos que se corresponden con los cuatro Shikoku (que significa prefectura) de la isla. El primer tramo, denominado Tokushima, es conocido como el Camino del despertar. En esta sección de Shikoku-Henro encontrarás 23 templos.

El segundo tramo es el de Kochi, conocido como Camino del ascetismo, donde se sitúan los templos del 24 al 39. Esta sección del Camino de Santiago Japonés también es denominada Tierra del Diablo, ya que es allí donde mucho peregrinos abandonada por la dureza del trazado.

El tercer tramo es denominado Camino de la iluminación y se sitúa en Ehime. La última sección del recorrido es conocida como Camino del nirvana y alberga los templos del 66 al 88.

Hacer la ruta completa permite visitar todo tipo de lugares, desde pequeñas aldeas rurales a entornos urbanos. En total la ruta atraviesa 40 localidades, donde los peregrinos son muy bien recibidos por sus habitantes, por lo que es un entorno ideal para interactuar con los locales. También permite recorrer tanto llanuras como montañas y valles, sin olvidar algunas secciones de playa.

Muchos peregrinos que hacen la ruta Shikoku-Henro, visitan la montaña Koya, en Wakayama. En ella se cree que murió Kobo Daishi.

Shikoku-Henro-Camino-Japon

Algunas personas visitan esta pequeña localidad, con más de 100 templos y una población de 3.000 personas, antes de empezar la peregrinación para pedir los favores al monje. Otras lo hacen al concluir la hazaña, como muestra de agradecimiento por la protección de la que ha gozado en el recorrido.

Características de la peregrinación del Camino de Santiago Japonés

Tal y como sucede en el Camino de Santiago en el trazado japonés también se sella en cada una de las etapas. Lo que sería el equivalente a la credencial del peregrino en la ruta de Shikoku, es un hermoso libreto al estilo japonés, que bien podría ser una obra de arte.

Éste es conocido como Nokyocho o Shuincho y se sella exclusivamente en los templos. A diferencia del Camino de Santiago en España, hay que pagar una pequeña cantidad por cada estampa. Generalmente, unos 300 yenes cada uno de los sellos (2,5 euros, aproximadamente, al cambio europeo).

Otra de las características del Camino de Santiago Japonés de Shikoku es la vestimenta. Los peregrinos suelen vestir de blanco, con una chaleco (Hakui o Hakue) y un pantalón de algodón. Este color representa en la cultura japonesa la pureza y la inocencia.

La vestimenta del Camino de Santiago Japonés

También es frecuente ver a los peregrinos cargando diferentes elementos propios de la vestimenta tradicional, los cuales se pueden ir adquiriendo en los diferentes templos. Algunos de esos elementos son:

  • Sugegasa. Es el sombrero tradicional en pico, hecho en bambú, que se utiliza para protegerse del sol y de la lluvia. A diferencia de España, en Japón no es necesario quitarse el sombrero cuando se entra en lugares sagrados.
  • Juzu. Es una especie de rosario. Según las creencias religiosas de los japoneses sostener el Juzu entre las manos ayuda a que el peregrino sea cubierto por la buena fortuna.
  • Jirei. Es una campana que los peregrinos hacen sonar cuando recitan los sutras (discursos de Buda o de alguno de sus discípulos)
  • Zudabukuro. Es un bolso en el que lo peregrinos cargan el incienso, las velas, etc. En la vestimenta del Camino de Santiago sería el equivalente al zurrón del peregrino.
  • Wagesa. Es un pañuelo que los peregrinos suelen llevar alrededor del cuello.
  • Kongozue. Es el bastón japonés del peregrino, lo que sería el equivalente al bordón en el Camino de Santiago. En la cultura japonesa se cree que en el bastón habita Kobo Daishi y que desde allí guía la peregrinación de cada uno.

Si te animas a hacer la ruta, te recomendamos que, como mínimo, utilices las vestimenta blanca y que lleves contigo el bastón japonés. De esta forma los locales podrán identificarte como peregrino y darte la bienvenida.

Es habitual que los peregrinos sean obsequiados con el osettai, consistente en té y frutas y dulces. Este gesto, totalmente desinteresado, se interpreta como una calurosa bienvenida y te brindará la oportunidad de interactuar con los locales.

Costumbres y rituales

Tal y como ya debes saber, las costumbres en Japón son muy diferentes a las de otros países del mundo. Es por ello que si decides hacer el Camino de Santiago Japonés debes informarte muy bien de cuál es el protocolo que se debe seguir a la hora de entrar en un templo.

Por ejemplo, forma parte del protocolo de entrada a un templo hacer una reverencia frente a la puerta y lavarse las manos, empezando por la izquierda. Tocar la campana a la salida del templo es de mala suerte.

En la sala principal de cada templo puedes depositar un sutra o un osamefuda (un deseo), pero es importante que cada uno de ellos los introduzcas en la caja adecuada. También es habitual encender tres inciensos y una vela.

Cómo hacer el Camino de Santiago Japones de Shikoku

En Shikoku puedes encontrar peregrinos que realizan la ruta a pie, en coche o en autobús. Si decides hacer a pie el Camino de Santiago Japonés completo necesitarás de un mes y medio, si haces una media de 30 kilómetros al día.

Si optas por hacerlo en autobús, necesitarás aproximadamente entre 10 y 12 días. Existen diferentes empresas de autobuses que ofrecen esta ruta.

Si lo haces en coche, necesitas más o menos el mismo tiempo. En las inmediaciones del aeropuerto puedes alquilar un vehículo.

Por supuesto, otras opciones para hacer el Camino de Santiago Japonés son la bicicleta y la moto. También puedes optar por combinar los diferentes modelos de peregrinación.

¿Qué te parece el hermano japonés del Camino de Santiago? ¿Te atreves a peregrinar por Japón?

Si tu respuesta es que “Sí”, no dudes en compartir tu experiencia con nosotros, ya sea a través de este post o en nuestra página de Facebook. Seguro que a todos nuestros lectores del Camino de Santiago les encantará conocer más detalles sobre el Camino Japonés.

¡Buen Camino!